«Rótulos: La primera impresión es la que cuenta»